-->

¿En qué consiste la restauración del Santísimo Cristo de la Expiración de Huelva?

¿En qué consiste la restauración del Santísimo Cristo de la Expiración de Huelva?

¿En qué consiste la restauración del Santísimo Cristo de la Expiración de Huelva?

  Lea la noticia en Huelva24 El Santísimo Cristo de la Expiración, Sagrado Titular de la Hermandad de la Esperanza , fue trasladado aye...
Comentarios mayo 03, 2021
¿En qué consiste la restauración del Santísimo Cristo de la Expiración de Huelva?

 


Lea la noticia en Huelva24

El Santísimo Cristo de la Expiración, Sagrado Titular de la Hermandad de la Esperanza, fue trasladado ayer hasta el estudio del restaurador Pedro Manzano, situado en Sevilla. No obstante, antes de marcharse, los fieles y devotos pudieron contemplar su bello rostro y celebrar una misa en su honor el día 28 de abril, viviendo así, momentos mágicos y entrañables que nunca se olvidarán. Allí, permanecerá durante los próximos diez meses para ser restaurado por primera vez en 82 años.

Para ello, este medio se ha puesto en contacto con el experto sevillano, teniendo así, la oportunidad de conocer más acerca de este proceso. Para quien no lo conozca, Pedro Manzano es un profesional de la conservación y restauración de obras de arte que viene dedicándose a esta profesión desde que se licenció en la especialidad de Conservación y Restauración de Obras de Arte por la universidad de Sevilla en el año 1984. En declaraciones a Huelva24.com ha comentado que “la intervención se fundamenta en dos líneas de actuación, por un lado tiene un carácter conservativo, cuya finalidad es la de eliminar los daños existentes a nivel estructural y funcional, y por otro, la aplicación de los tratamientos de restauración que contribuyan a la restitución material y presentación estética de la imagen, con una duración prevista de 10 meses”. Cuestionado por la tarea más difícil a la que se va a enfrentar a la hora de restaurar esta Sagrada Imagen, destacó que “dentro del desarrollo de las fases en las que se desglosa el proyecto de intervención, la que concierne a la limpieza de la policromía es, sin lugar a duda, la más complicada y la que mayor debate suscita, ya que hay que conseguir realizar un buen trabajo de conservación y restauración desde el punto de vista patrimonial sin desvirtuar su carácter devocional”.

De la misma forma, reconoció que “tener en mis manos al Santísimo Cristo de la Expiración es, por una parte, una enorme satisfacción de poder intervenir en una imagen tan querida en Huelva, y por otra parte, estoy sumamente agradecido de que tanto la Junta de Gobierno como una amplia representación de sus hermanos votaron por unanimidad confiármelo para llevar a cabo este trabajo el pasado día 26 de abril del presente año”.“Conservar en vez de transformar”

Asimismo, Pedro Manzano, habló sobre cuál es la capacidad más importante que ha de tener un restaurador, señalando que “sin lugar a duda el respeto más absoluto y escrupuloso hacia la obra que el autor concibió y que vamos a restaurar. En ningún momento debemos interferir en su creación, tanto formal como pictórica. Las obras de arte son únicas y reflejo fiel del momento en el que fueron concebidas, su transformación supone la pérdida irreemplazable de esos valores dando lugar a obras desprovistas de la genialidad creativa de su autor, ya que se ven enmascaradas por la ignorancia y el fracaso, como artista, de quien la retalla o de quien la vuelve a policromar. Nuestro trabajo ha de consistir en que perduren en el tiempo sin cambios. Conservar en vez de transformar”. Además, el experto sevillano ha tenido en sus manos al 40% de la imaginería sevillana, pero a pesar de ello, reconoció que “mi visión de la restauración como trabajo sigue inalterable desde que obtuve la formación específica en la Universidad y entendí que mi trabajo había de consistir en conservar las obras que llegarían a mis manos, realizando el trabajo necesario desde el punto de vista de la restauración para que tanto la obra de un autor conocido como anónimo no perdiese ni un ápice de su carácter y que mi mano fuese invisible a la finalización del trabajo”. 

Por último, dejó un mensaje para los fieles y devotos de la Hermandad de la Esperanza: “Lamento el tiempo que van a estar sin poder ofrecerle sus oraciones y visitas al Señor en su capilla, ya que como cofrade que me considero, estas circunstancias son duras, pero que han de entender que es necesario este proceso, como así tuve ocasión de mostrarles en el Cabildo celebrado, para la perdurabilidad y la correcta conservación de la imagen en el tiempo. La junta de gobierno ha seguido mis recomendaciones para conformar una comisión de seguimiento a la que se le ofrecerá toda la información del proceso de restauración mediante visitas periódicas y se consensuarán las decisiones que sean necesario tomar para que el trabajo finalice felizmente para todos”, concluyó.

Comentarios


No hay comentarios

Deje su Opinión...

  • Link
  • Link
  • Link
  • Link
  • Link
  • Link
  • Link
  • Link
  • Link
  • Link
  • Link
  • -->