Las vísperas de Sevilla

Los Estudiantes de Sevilla estrena los nuevos porta hachones del paso del Cristo de la Buena Muerte

La hermandad de los Estudiantes ha iniciado el proceso de la realización de un nuevo paso para el Cristo de la Buena Muerte. Un proyecto iniciado en el año del cuarto centenario de la hechura de este crucificado de Juan de Mesa.



Por tal motivo, la corporación ha organizado una exposición en el Ayuntamiento de Sevilla, mostrando los estrenos de estas andas para la Semana Santa de 2020. Una de ellas serán los nuevos porta hachones ejecutados en bronce por parte de los hermanos Pedro y José Manuel Ramos.

El diseño de las piezas sigue «las características de una columna expuesta en el Victoria & Albert Museum de Londres», que tiene como forma una copa sostenida por cuatro leones sedentes, acompañado de un amplio pebetero para la colocación de la cera.

Son más de 400 kilos de bronce utilizados para la confección de esta nueva obra «con una serie de fases de amplia complejidad y minuciosidad, que van desde el desarrollo del dibujo original, la elaboración de los modelos -unos repujados en chapa y otros (las figuras de los leones), modeladas en barro-, la obtención de moldes de silicona para el inyectado de la cera, y la creación de los modelos en cera que, una vez repasados convenientemente para evitar rebordes, han servido para la fase de fundición propiamente dicha».




Por último, «ésta ha seguido los procesos típicos de la fundición a la cera perdida: la introducción de la cera en cilindros, el relleno de escayola refractaria, y la fundición y vertido del bronce líquido, consiguiéndose, una vez enfriado el bronce, la figura que será objeto de cincelado, torno para el encaje de las piezas, lampistería, soldadura de los distintos elementos y abrillantado.

abc