El corte de la calle Prim en Semana Santa complica el recorrido de nueve cofradías malagueñas

Los recorridos previstos por nueve cofradías para la próxima Semana Santa se van a ver afectados por el corte de una calle del Centro con el que no contaban hasta ahora. Se trata de la calle Prim que, dentro de dos meses, cuando sea Domingo de Ramos, estará ocupada por las obras de regeneración de la zona del Hoyo de Esparteros, que incluyen un hotel diseñado por Rafael Moneo, para prolongar hacia el sur un colector soterrado que actualmente se ejecuta en el eje de la calle Manuel José García Caparrós.



Para los días de las procesiones, García Caparrós estará expedita, pero no así Prim, por lo que quedará interrumpido el paso entre el puente de la Esperanza y Atarazanas. Este corte va a obligar a modificar sus itinerarios a las cofradías del Perchel norte, es decir, Huerto, Dolores del Puente, Humillación, Mena y Esperanza, que utilizan el citado puente; pero también a las que proceden de la zona del Perchel sur y la parte oeste de la ciudad como Humildad y Paciencia, Mediadora, Expiración y Misericordia.

En el caso de las cofradías del Perchel norte, tienen la opción de tomar el eje de García Caparrós de ida o de vuelta para utilizar el puente de la Esperanza, pero ello va a obligar a algunas a tener que retocar sus itinerarios si quieren discurrir por entornos como la calle Nueva o la plaza de Camas.

Para las procedentes del Perchel sur, la alternativa pasa por alcanzar el extremo oeste de la Alameda Principal y entrar por Ordóñez hacia Atarazanas o la plaza de Arriola. Sin embargo, esta posibilidad se complica porque, para la realización de los muros pantalla del aparcamiento subterráneo que se hará en todo el ámbito del Hoyo de Esparteros, la valla de la obra ocupará parte de la calzada del tramo de la calle Atarazanas más próximo a Prim, con lo que no está claro aún que algunos tronos puedan dar la curva entre Ordóñez y Atarazanas.

Es el caso de los de la Expiración o los de la Misericordia, por sus grandes dimensiones. Para ambas cofradías, la situación se complica todavía más porque la alternativa de tomar García Caparrós cruzando hacia la basílica de la Esperanza para tomar el puente del mismo nombre no sería posible si, como tiene previsto, la Junta está inmersa aún en la reposición del pavimento y la mediana de la avenida de Andalucía en este tramo por las obras del metro.

El concejal de Ordenación del Territorio, Raúl López, confía en que la promotora del hotel de Moneo, la cadena catatala H10 Hotels, retranquee la valla que tiene previsto colocar para Semana Santa en la confluencia de Ordóñez con Atarazanas para que los tronos puedan dar esa curva, con lo que se solucionarían parte de los problemas generados por la confluencia de estas obras en los días de las procesiones.

diariosur