_

La nueva imagen para la Semana Santa de Colombia del cordobés Rafael Sánchez García

14 septiembre 2017

send email
print this page
El pasado mes de Abril, les hablamos en Gente de Paz de Rafael Sánchez García, imaginero cordobés de adopción y alma, que por las circunstancias de la vida atravesó el charco para establecer un hermoso vínculo entre España y Colombia y más en concreto entre la hermosa ciudad de San Rafael y Envigado, donde el imaginero nacido en Madrid trabaja actualmente, dejando su huella en cada una de las imágenes que con tanto cariño y satisfacción son acogidas por aquellas tierras.

Nacido en 1979, obtuvo el Graduado Superior en Artes Plásticas en la especialidad de talla en madera por la Escuela de Artes y Oficios “Mateo Inurria” de Córdoba en el período comprendido entre los años 1997-2002. Precisamente durante ese intervalo y más específicamente en su último año y medio de formación, como el propio Rafael Sánchez narra, contó con “la gran suerte de entrar en el taller de Antonio Bernal Redondo y Francisco Romero Zafra; suerte, porque en aquellos años los dos compartían taller en la calle Ramírez de las Casas Deza y era un orgullo verlos trabajar, cada uno en su banco de trabajo, y cada uno centralizado creando su propia obra”.

Con la notable influencia de dos maestros de altura como estos y, por lo tanto, en un ambiente que el escultor reconoce como “privilegiado”, continuó aprendiendo con las enseñanzas de la talla de un experimentado imaginero como Antonio Bernal, de quien Sánchez destaca su humildad y carisma “que lo hace tan gran persona, al que tanto agradezco por su dedicación y por encaminar mi andadura artística en éste difícil arte”. Bajo su atenta mirada, el madrileño de nacimiento, aprendería “a tratar la madera, a trabajar los yesos para preparar el estuco, a mezclar los óleos para preparar los encarnes y aplicar las pátinas para dar los acabados a las imágenes.”

Rafael Sánchez es además costalero del Nuestra Señora del Mayor Dolor de la cordobesa Hermandad del Calvario desde hace doce años, “y tres años por aquí (Colombia) haciendo la mas dura Estación de Penitencia para un hermano y un cofrade que pueda sentir, al no estar junto a sus benditas imágenes titulares. El año que viene si Dios quiere, recupero ese tiempo perdido”, comenta emocionado nuestro protagonista.

En el año de 2002 abrió su propio estudio de escultura en Aguilar de la Frontera para comenzar una su propia andadura en este complejo universo. En el mismo 2002 tallaría la primera dolorosa de tamaño natural, bajo la advocación de María Santísima, Madre de la Quinta Angustia, imagen que el artista aún conserva en el taller de Aguilar de la Frontera, completando el conjunto un año más tarde con la ejecución de un San Juan Evangelista. En la Muestra Nacional de Artesania Cofrade “Munarco”, organizada en 2004 y donde presentó con la imagen de Gloria de María Santísima de la Concepción y Ángeles, destinada al pueblo cordobés de Puente Genil para pasar a ser propiedad del bordador Antonio Cosano Aguilar. En 2003 realiza la talla de María Santísima del Amor y la Esperanza, que le habría sido encargada por la Hermandad y Cofradía de Nuestro Padre Jesús Nazareno de Olula del Río, de Almería.

No obstante, la trayectoria de Rafael Sánchez cambiaría su rumbo con el punto de inflexión que el año 2012 significó para él, ya que entonces viajaría por primera vez a Colombia hasta instalarse y casarse en la ciudad de Medellín. Los encargos una vez allí no se harían esperar mucho, pues en ese mismo año tallaría a un crucificado de tamaño académico bajo la advocación de Santísimo Cristo de la Misericordia para una colección particular existente en el denominado barrio de Belén además de una suma de hasta cinco cuadros, también para particulares.





Tras un breve retorno a España a finales de 2012, el imaginero toma la determinación de instalarse definitivamente en Colombia, coincidiendo con la popularización de la que comenzaba a ser objeto en aquél país, en un nuevo taller pensado para hacer de cuna de las nuevas creaciones que poco a poco le irían llegando en forma de sueño cumplido. Así en 2014, Rafael Sánchez se establecería al fin en el país americano, en el municipio de Envigado para empezar a acometer restauraciones “para la Pro-Hermandad de la Piedad de la ciudad de Guadalajara de Buga, Cali y también diversos trabajos de limpieza y conservación de imágenes pertenecientes al Museo de Arte Sacro ‘Puccini’ en la ciudad de Santa Marta, y llevados a cabo bajo la supervisión del Padre Jorge Betancur”.

El mes de agosto llegaría el primer encargo de relevancia para el artista: “el estudio y la realización de una nueva escena para el paso de misterio de la Cofradía de la Tercera Caída para el Vía-Crucis de la Parroquia de Santa Gertrudis La Magna de Envigado. El nuevo misterio lo componen una Dolorosa arrodillada con la advocación de María Santísima del Consuelo en su Amargura, San Juan Evangelista, un Sayón romano sujetando la Cruz de Jesús, la imagen de Simón Cirineo y completa la escena un Centurión romano montado a caballo. Como bonito detalle, al caballo lo bendijeron con el nombre de ‘Andaluz’, cosa que sinceramente me llenó de orgullo. El misterio se estrenó este pasado Viernes Santo después de casi tres años de trabajo”. Más tarde, en 2015 acometería el proceso de restauración de “Nuestro Padre Jesús Nazareno para la Parroquia de San Judas en la ciudad de Santa Marta y también la restauración de la milagrosa imagen de la ‘Virgencita del Carmen’ del Barrio de Las Antillas en Envigado, Antioquía. A partir de ahí, el trabajo y reconocimiento del escultor cordobés se ha ido multiplicando paulatinamente.

Ahora, Rafael Sánchez vuelve a convertirse en actualidad merced a un nuevo e ilusionante proyecto con el que ha de volver a fusionar el mundo en el que desarrolla su labor y el universo del que bebió para alimentar su incontenible carisma y su incuestionable capacidad artística. El pasado 10 de Septiembre fue presentada la maqueta en barro policromado del Santo Cristo Yacente, trabajo aprobado y supervisado por el Padre D. Germán Sigifredo Valencia Jaramillo que tendrá por destino la Parroquia de San Rafael situada en el barrio de El Dorado, en el municipio de Envigado, Colombia. La escultura será uno de los estrenos para la Semana Santa 2018. La imagen será realizada a tamaño natural, tallada en madera de cedro policromado, sobre una losa tallada imitando al mármol de la capilla que se le ha hecho a la futura imagen, y será bendecida la próxima Cuaresma. Una imagen que supondrá un nuevo y hermoso nexo de unión entre Córdoba y Colombia.

http://www.gentedepaz.es/la-nueva-imagen-para-la-semana-santa-de-colombia-del-cordobes-rafael-sanchez-garcia/

0 comentarios:

Publicar un comentario

Deje su Opinión...

 
Realizado Por Grupo CofradiasTv | Publicado para Blogger .
© Copyright 2011 CofradiasTv Todos los Derechos Reservados.