Las insignias

04 abril 2017

send email
print this page
Nazareno sujeta una vara / JOSÉ JAVIER COMAS RODRÍGUEZPocas cosas hay más importantes que el sitio que se ocupa en una cofradía. El número de tramo en el que se sale es más revelador de quiénes somos que otros muchos aspectos de nuestra vida porque muestra la trayectoria vital de cada uno y a quién debe fidelidad.

Por eso el “postureo” (como se llama ahora) de colgar en las redes sociales la foto de la papeleta de sitio no es más que una exhibición más de la vida personal que se ha impuesto en la sociedad.

Pero también en eso han sido las cofradías unas adelantadas. Igual que en la democracia porque en las hermandades ya se votaba a las juntas de gobierno cuando en España no se podía ni mentar a las urnas.

Y cuando no se había ni inventado la palabrita del “postureo”, en las cofradías ya existía eso que se denominaba “figureo”.

Llevar una insignia, una vara, y no digamos ya un palermo, era el colmo de la ascensión social y eso a pesar de que los nazarenos van cubiertos y no deben llevar signos externos para ser reconocidos. Pero todo el mundo sabía quién llevaba la bocina, el guión de la juventud o la vara de la antepresidencia del paso de palio porque lo mejor no era llevarla sino el reconocimiento público.

Muchas hermandades han ido haciendo reglamentos internos para repartir estas insignias dependiendo de la antigüedad pero hay otras que mantienen la tradición de la herencia (si una familia llevaba la manigueta del paso por algún motivo, el sitio pasaba a sus hijos y a los hijos de sus hijos) y algunas que optan por la discrecionalidad de las juntas de gobierno para su distribución.

Ha habido quien ha ganado las elecciones de su hermandad repartiendo insignias en la campaña electoral.

Eso no quiere decir, ni mucho menos, que todo el que porte una insignia la próxima Semana Santa lo haga para que lo vean. Hay quienes consideran un honor llevar un guión o una vara, o el libro de reglas porque lo llevó su abuelo o su padre. Y la llevarán con honor y orgullo. Con el mismo que muchos portan un humilde cirio o una sencilla cruz de madera a pesar de que, a cara descubierta, muchos vuelvan la cara para mirarlos.

http://sevilla.abc.es/pasionensevilla/opinion/la-opinion-de-stella-benot/las-insignias-108996-1490906518.html

0 comentarios:

Publicar un comentario

Deje su Opinión...

 
Realizado Por Grupo CofradiasTv | Publicado para Blogger .
© Copyright 2011 CofradiasTv Todos los Derechos Reservados.