Música en la calle

30 marzo 2017

send email
print this page
Resultado de imagen de ensayo banda sevillaSevilla no puede ser la excusa para todo. Tan sevillanos somos los que amamos nuestras cofradías, la Semana Santa y todas las tradiciones aparejadas como los que, pese a haber nacido aquí, no sienten esa pasión, prefieren otras de nuestras fiestas o ninguna. Sevilla no es sólo el Centro aunque haya barrios de la periferia que podrían trasladarse a otra ciudad del mundo y no se notaría la diferencia salvo porque, como decía Enrique Esquivias en su pregón, en las paredes de sus bares, en los muros de las azoteas o en una esquinita de la mesita de noche está el Gran Poder, o la Macarena o la Esperanza de Triana o...

Debemos asumir y aceptar que los ensayos de costaleros, los traslados, el trompeteo, por mucho que nos gusten y alimenten nuestra espera, son molestos. Que a cualquier cofrade le sale un sonrisa espontánea cuando se encuentra en una calle, sin alternativa, un tumulto en torno a un paso sin más aliciente que saber porqué se hace, pero que para quien, ajeno a todo esto, tiene que esperar, sin más, al ritmo que el capataz imprima a sus hombres, es una pequeña tortura a las tantas de la noche. Que para quien pretende descansar, escuchar tambores y trompetas a determinada hora se puede volver insoportable, mientras que para otros es la nana de nuestros sueños, no sólo del inmediato sino de lo que aguardamos durante el año.

El martes pasado una señora –nos ha faltado saber el piso exacto para poder subir a lincharla– se quejó a la Policía Local del ensayo de la Centuria con los Armaos en los Jardines del Parlamento, frente al Arco. ¡Eran menos de las 22.30 horas cuando llegaron los agentes a disolverlo! Todos nos indignamos por esta reacción y lamentamos que no se actúe tan rápido ante situaciones más clamorosas. Pero esa señora, sevillana o no, tiene derecho al descanso y, según recogen las ordenanzas municipales, a partir de las 22 horas no se puede ensayar en la calle. Es una situación especial, que solo se produce en estos días previos a la Semana Santa porque la banda de cornetas y tambores de la Macarena tiene su propio local de ensayo. Pero es que los armaos tienen que ensayar el desfile, acoplar el paso, ajustarse a la música para que en la Madrugá, tras el Señor de la Sentencia, todo sea como siempre ha sido. Al parecer, ha ocurrido también con otras bandas días anteriores y en otros puntos de la ciudad.

El Ayuntamiento ha sabido responder rápido y creo que acertadamente: se autorizan ensayos hasta las 23 horas en estos días previos siempre que se soliciten entendiendo su necesidad y excepcionalidad. Pero no más allá porque los vecinos tienen que descansar, incluso a los que no les guste dormirse imaginando un Domingo de Ramos. Y no por eso son menos sevillanos. Les gustarán otras cosas de Sevilla, que en ella, todos cabemos.

http://elcorreoweb.es/opinion/columnas/musica-en-la-calle-NJ2795582

0 comentarios:

Publicar un comentario

Deje su Opinión...

 
Realizado Por Grupo CofradiasTv | Publicado para Blogger .
© Copyright 2011 CofradiasTv Todos los Derechos Reservados.